25.8.15

Es solamente una idea para la falta de inspiración.

En ocasiones me he preguntado si todo el mundo tiene la misma forma de inspirarse. Podremos  escribir bien o mal pero, ¿de dónde surgen las ideas?

Bueno, tras planteármelo un poco, me ha parecido oportuno compartir de qué forma me salen algunas de las ideas que tengo publicadas en el blog. Además que tenéis otra entrada, esto empieza a ser un vicio.

Al grano:

El único consejo que voy a daros es que debéis aprender a observar. Cada uno puede tener su interpretación de las cosas, pero hay que observar; desde la forma de actuar de la gente hasta la volátil huella que dejas en la orilla de una playa.

Cada gesto, cada acción nos produce una sensación determinada y, cuanto más tiempo intentes observarlo todo, más sensaciones te aportarán diversas acciones.

Por poner un ejemplo práctico: Mi microrrelato “Sosiego” se me ocurrió al nadar, solo y a medianoche, en una piscina. ¿Qué hice? Mantenerme en el fondo una infinidad de veces, sentir el tacto del agua, percibir su temperatura, mirar a la luna, intentar mirar en la piscina que estaba a oscuras…

Es cuestión de observar, querer entender y después, interpretar y modelar la sensación o la idea que te viene a la mente.

No sé, quizá se me haya ido la cabeza.

24.8.15

Despedida

[De algún modo u otro, este texto lleva cogiendo polvo en una carpeta durante muchos meses; podría decirse que es el primer texto que me digné a compartir. Está tal cual lo escribí hace ya un año y un mes. Disfrútenlo, será (probablemente) lo último que suba este mes. ]

Es curioso qué predecible e impredecible fue tu último trago de coñac. Tu condenada e irremediable cita con esa exquisita mujer tuvo que ser hace un par de soles y lunas. El beso dulce y amargo del engendro femenino te absorbió en un sueño eterno del que ningún mago te podrá despertar. No sé exactamente qué ves en ese sueño…, los cristianos lo llaman cielo, los musulmanes lo llaman ‘’el paraíso’’ y los sionistas lo llamarán Israel. Sé bastante bien que lejos estabas de ser creyente..., tan escéptico ante lo que ves, que ni sientes nada.

No malinterpretes, que te escriba esta modesta despedida no quiere decir que fueses la figura que debiste ser…  Aunque no lo parezca, hace años que soy consciente de tu mediocridad. Siempre haciendo el vago , casi siempre enfadado…y algunas veces ebrio. Eras tan recalcitrante…con esas absurdas mentiras y medias verdades… al final te quedaste sin poder corregir (aunque dudo que en vida lo hicieses alguna vez.)

Me siento cobarde al decirte toda la verdad sin que tengas oportunidad de responder…, pero se me remueve tanto el estómago al pensar que la mayoría de mis recuerdos contigo lejos están de ser como deberían entre padre e hijo. Recuerdo perfectamente los días de pesca pero, teniendo en cuenta las escasas veces que te he importado... En fin, llámame egoísta si pienso que podrías haber sido mejor en todas las facetas que has llevado en tu vida: padre, marido, novio, suegro, yerno, amigo, hijo.
No supiste cuidar de tu persona ni de tus relaciones; lo sabías y aún así, siempre haciéndote la víctima de un mundo que no comprende. ¿Sabes? He visto a gente llorar por ti y arriesgarse mucho para ayudarte. Me parece normal que todos se acabasen cansando de un vago que estropeó su vida y  la vida de su familia.

Incluso ahora estoy siendo crítico… pero el sentimentalismo hacia alguien ‘’cercano’’ caído en el abismo de la vida me provoca nauseas y  me descoloca de la realidad. Con solo dejar de respirar el mínimo recuerdo contigo cobra la mayor de la importancia cuando en vida no se le trata igual.
Ante ese detalle mi corazón siente y mi cerebro piensa si fui bueno… Mi corazón y mi cerebro discuten por si fui bueno contigo y mi estómago cansado de discusiones se altera. Esa duda ya no tiene respuesta.

Me es extraña la situación, el hecho de que no volveré a ver esa pícara sonrisa y esas agudas carcajadas… ,a oír esa voz tan tuya. Mi incredulidad miró, a través la rejilla del buzón, tu larga y estrecha casa. La visión se embriagó con un ambiente melancólico, un ambiente decorado por tu caña de pescar, tus típicas camisas y tu botella de coñac…

Esa casa seguía oliendo a tu esencia…pero no hay rival para un señor llamado tiempo…un señor que borra las imágenes  y calla las voces de los muertos.


Como tú deseaste; te doy la bienvenida a la casa de tus cenizas: el Mar.






22.8.15

Carrera

Hay muchas formas de querer encontrarse a uno mismo. Una de ellas es mediante el cansancio que provoca el ejercicio. Corres, corres y sigues corriendo hasta llegar a estar extenuado. En ese instante de puro jadeo es cuando te vuelves a preguntar a dónde quieres llegar con tanta prisa; qué meta te exhorta a cansarte.

Esa es la primera pregunta; duda que te lleva a pensar sobre tu vida y en todas las facetas que desempeñas en ella. Salen una infinidad de porqués pero, lamentablemente, pocas respuestas. Sabes que por ti mismo es imposible responder a muchas preguntas. Lo peor de no saberlas es ser consciente de lo inútil que puedes llegar a ser cuando eres uno y no muchos.

Te fijas en el paisaje que ves cada mañana: un camino de tierra bordeando un amplio río y alrededor, naranjos. Pretendes desesperadamente (demostrando de esa forma lo iluso que eres) que el ambiente te diga algo. Pero son las mismas vistas de siempre; te sientes rutinario, te aburres, te sigues buscando.... No te encontraste ni te encuentras. Sólo te encontrarás  hasta llegar al final de la carrera... Pero sigues corriendo, sigues de búsqueda.


Sigues viviendo.


20.8.15

Sosiego

En mi memoria se mantiene el recuerdo de mi primera vez. La primera pero no la última oportunidad que tuve, tengo y tendré de nadar sobre la luna… Sobre la luna o posiblemente su reflejo. Tal vez no fuese ni uno ni lo otro; quizá –una posibilidad igual de remota que incierta –sólo se tratase de un período de exquisita locura.

Tú, intenta hacer lo mismo que yo: deja que una mente en blanco olvide el entorno y tu yo físico.

El contacto manso y acogedor de toda su superficie. Un cuerpo tibio que te envuelve por completo como si de un manto se tratase. Te atrapa. No te suelta.

Venga, prueba, es ella la inhibición de los problemas, es una calma estacional.

Era una sensación apacible; cargada por un falso silencio y acompañada de un suspiro por melodía. Allí dentro, sin aire, veía a la fémina que creía conocer, la soledad. Pero esta vez, al contrario que las otras veces, era un ser agradable y modesto.

Ella es el sedante para un cerebro que no para, para un corazón que siente y lamenta…


…Para un cuerpo y una realidad que te abandonan.





17.8.15

Canvi

Avui veig el món de color pluja.
Avui visc el final d'una etapa única.
Pense en tirar el temps enrere.
Somie en deixar-me envolar.

Avui el cél està d'un gris fosc.
Avui el sol no vol fer sortida.
Olore la natura que deixaré enrere.
Menge el poc que em queda d'aquest estil de vida.

Avui alce la mirada a la llunyania,
i fines gotes posen sobre els meus ulls.

Avui veig el món color pluja,
experimente un canvi gran i misteriós,

una nostàlgia que no s'oblida.